La química es un elemento esencial en cualquier relación romántica. Es esa chispa especial que hace que dos personas se sientan atraídas el uno al otro y que les hace querer estar juntas. Sin embargo, no siempre es fácil crear química con alguien.

¿Por Qué Puede Haber Falta de Química?

Hay muchas razones por las que puede haber falta de química entre dos personas. Algunas de las más comunes son:

  • Nervios: Cuando se conoce a alguien nuevo, es normal sentirse nervioso. Esto puede hacer que sea difícil relajarse y dejar que la química fluya.
  • Miedos: Algunas personas tienen miedo a la intimidad o al compromiso. Esto puede hacer que se cierren a la posibilidad de crear química con alguien.
  • Falta de atracción: No siempre nos sentimos atraídos por las mismas personas. Si no te sientes atraído por alguien, es poco probable que haya química entre vosotros.
  • Diferentes expectativas: Si tienes diferentes expectativas sobre la relación, esto puede crear una falta de química. Por ejemplo, si tú quieres una relación seria y la otra persona solo quiere algo casual, esto puede hacer que sea difícil crear una conexión.

¿Cómo Crear Química en una Relación?

Si sientes que hay falta de química en tu relación, no te preocupes. Hay algunas cosas que puedes hacer para crearla:

  • Tómate tu tiempo: No intentes forzar la química. Deja que fluya de forma natural. Cuanto más tiempo paséis juntos, más posibilidades habrá de que se cree una conexión.
  • No te preocupes: No dejes que la falta de química te abrume. Céntrate en las cosas que te gustan de la otra persona y en por qué quieres estar con ella.
  • Olvídate de la atracción tradicional: La belleza no es igual a la química. Puedes salir con alguien muy atractivo y no sentir ninguna química. Intenta no pensar en la química en términos de la apariencia física de la otra persona.
  • Haced reír al otro: La risa es la mejor medicina para todo. Y cuando hay falta de química, la risa puede uniros. ¿Alguna vez te has reído tanto con alguien que no podías respirar? Esa sensación es tan fuerte que olvida tu cordura por un momento. No te preocupes por cómo suenas o te ves. Dejar ir esas cosas y simplemente disfrutar de tu tiempo puede crear esa chispa.
  • Disfrutad de una nueva experiencia juntos: Probar algo nuevo con alguien es una gran manera de conectar a un nivel más profundo. No tiene que ser nada loco, pero simplemente ir a un lugar nuevo puede encender esa chispa. Si lleváis todas vuestras citas al mismo café, intentad salir de vuestros lugares habituales.
  • Ved una película romántica juntos: Ya sea en casa en el sofá o en el cine, ver una película romántica con esta persona puede encender algo entre vosotros. Sentarse al lado de alguien, abrazarlo o simplemente sostener su mano mientras los personajes de la pantalla construyen esta fuerte química puede ayudaros a sentirla el uno del otro.
  • Haced algo físico: No me refiero a . Pero id a hacer ejercicio juntos. Id a hacer una caminata. Tomad una clase de yoga para parejas o recibid masajes. Estas cosas os permiten experimentar la química física con la otra persona que puede no ser , pero definitivamente de la misma familia.
  • Dad pequeños pasos: Como he dicho, no tenéis que precipitaros. Dad pequeños pasos para formar una química con la que ambos os sintáis cómodos. Coged de la mano, acurrucaos en el sofá, pasad los dedos por su pelo. Daos un masaje. no tiene por qué ser una cosa que sea buena o mala. Disfrutad de todos los pequeños momentos de contacto físico que puedan conducir a eso.
  • Arriesgaos: Hacer algo juntos que libere adrenalina puede crear un vínculo entre vosotros que forme mucha química. Algo como el puenting o el paracaidismo puede parecer excesivo, pero puede liberar realmente los sentimientos que podrías haber tenido enterrados.
Leer Más:  Cómo mantener la llama del romance viva en tu relación

Si sigues estos consejos, podrás crear química con la persona que te gusta y disfrutar de una relación más satisfactoria.

Previous post 7 Errores comunes que cometen los hombres en las relaciones
Next post ¿Estás siendo un novio de acogida? ¡Despierta!