Cómo iniciar una conversación por mensaje de texto y mantenerla interesante

1. Rompe el hielo con un meme o una imagen divertida

Una forma fácil de iniciar una conversación es enviar un meme o una imagen divertida que creas que le gustará a la otra persona. Esto puede ayudar a crear un ambiente ligero y divertido, y también puede dar lugar a una conversación sobre sus intereses compartidos.

2. Haz una pregunta sobre sus intereses

Si sabes algo sobre los intereses de la otra persona, puedes hacer una pregunta al respecto. Esto demuestra que estás interesado en lo que tiene que decir y también puede ayudar a iniciar una conversación más profunda.

3. Comparte algo sobre ti

No tengas miedo de compartir algo sobre ti mismo con la otra persona. Esto puede ayudar a crear una conexión y también puede hacer que la otra persona se sienta más cómoda compartiendo algo sobre sí misma.

4. Haz un cumplido

Un cumplido sincero puede ser una gran manera de hacer que la otra persona se sienta bien consigo misma y también puede ayudar a iniciar una conversación. Asegúrate de que el cumplido sea específico y genuino.

5. Haz una pregunta abierta

Las preguntas abiertas son aquellas que no pueden responderse con un simple “sí” o “no”. Estas preguntas pueden ayudar a iniciar una conversación más profunda y también pueden ayudar a conocer mejor a la otra persona.

Leer Más:  20 Señales que ella quiere que notes que le gustas

6. Evita los mensajes de texto demasiado largos

Los mensajes de texto demasiado largos pueden ser difíciles de leer y pueden hacer que la otra persona pierda el interés. Trata de mantener tus mensajes de texto cortos y dulces, y asegúrate de que sean fáciles de leer.

7. Usa emojis y GIFs

Los emojis y los GIFs pueden ser una gran manera de añadir un poco de diversión y personalidad a tus mensajes de texto. Sin embargo, asegúrate de no usarlos en exceso, ya que pueden resultar molestos.

8. Sé tú mismo

Lo más importante es ser tú mismo cuando envíes mensajes de texto a alguien. No intentes ser alguien que no eres, porque la otra persona lo notará. Sé genuino y honesto, y la otra persona apreciará tu sinceridad.

9. No tengas miedo de hacer una pausa

No es necesario que estés constantemente enviando mensajes de texto a la otra persona. A veces, es bueno hacer una pausa y dar a la otra persona un poco de espacio. Esto puede ayudar a mantener la conversación fresca y evitar que se vuelva demasiado abrumadora.

10. Sé paciente

No esperes que la otra persona responda a tus mensajes de texto inmediatamente. Todo el mundo tiene una vida ocupada, y a veces la gente no puede responder a los mensajes de texto de inmediato. Sé paciente y no te enfades si la otra persona tarda un tiempo en responder.