1. Comunícate con tu pareja

Habla con tu pareja sobre tu falta de deseo. Es importante que tu pareja sepa lo que te está pasando para que pueda entender y apoyar.

2. Equilibra tus hormonas

Las hormonas juegan un papel importante en el deseo sexual. Si tus hormonas están desequilibradas, es posible que tu deseo sexual disminuya. Puedes equilibrar tus hormonas haciendo ejercicio, comiendo una dieta saludable y durmiendo lo suficiente.

3. Haz más ejercicio

El ejercicio es una excelente manera de aumentar el deseo sexual. Cuando haces ejercicio, tu cuerpo libera endorfinas, que tienen un efecto positivo en el estado de ánimo y la libido.

4. Come alimentos afrodisíacos

Hay ciertos alimentos que se cree que aumentan el deseo sexual. Estos alimentos incluyen el chocolate, el vino tinto, las ostras, los plátanos, los aguacates, las granadas y la sandía.

5. Ponte algo que te haga sentir sexy

Cuando te sientes sexy, es más probable que tengas ganas de tener relaciones sexuales. Ponte algo que te haga sentir seguro y atractivo.

Leer Más:  Enfrentando el Desapego Emocional en las Relaciones

6. Consigue un nuevo juguete sexual

Un nuevo juguete sexual puede añadir algo de emoción a tu vida sexual y ayudarte a encontrar el deseo.

7. Deja que tu pareja te ponga en el estado de ánimo

A veces, todo lo que necesitas es que tu pareja te ayude a ponerte en el estado de ánimo. Deja que te toquen, te besen y te acaricien.

8. Construye la anticipación durante todo el día

No intentes ir directamente al sexo cuando no te apetezca. En su lugar, construye la anticipación durante todo el día. Esto puede incluir coquetear con tu pareja, enviarle mensajes de texto coquetos o incluso simplemente tocarse.

9. Dense un masaje con aceite

Un masaje con aceite es una forma estupenda de relajarse y conectar con tu pareja. También puede ayudar a aumentar el deseo sexual.

10. Ve porno o utiliza otras imágenes

Ver porno o utilizar otras imágenes puede ayudarte a ponerte en el estado de ánimo. Sin embargo, es importante recordar que el porno no es una representación realista del sexo.

11. Tengan relaciones sexuales con más frecuencia

Cuanto más sexo tengas, más lo desearás. Esto se debe a que el sexo libera endorfinas, que tienen un efecto positivo en el estado de ánimo y la libido.

12. Trabaja en lo que te estresa

El estrés puede matar el deseo sexual. Si te sientes estresado, es importante encontrar formas de manejar el estrés. Esto puede incluir hacer ejercicio, meditar o pasar tiempo con tus seres queridos.

13. Duerme lo suficiente

Cuando estás cansado, es menos probable que tengas ganas de tener relaciones sexuales. Asegúrate de dormir lo suficiente para que te sientas descansado y con energía.

Leer Más:  Superar la seriedad excesiva: Guía para tomarse las cosas con calma

14. Averigua qué te hace sentir sexy

¿Qué te hace sentir sexy? ¿Es ponerte algo especial? ¿Es hacer ejercicio? ¿Es pasar tiempo en la naturaleza? Una vez que sepas lo que te hace sentir sexy, puedes hacerlo más a menudo.

15. Prueba a masturbarte

Masturbarse es una forma estupenda de aprender sobre tu cuerpo y lo que te gusta. También puede ayudarte a ponerte en el estado de ánimo para el sexo.

16. Busca tratamiento si tu libido sigue siendo un problema

Si tu falta de deseo sexual es un problema a largo plazo, es importante buscar tratamiento. Un terapeuta puede ayudarte a identificar la causa de tu falta de deseo y desarrollar estrategias para superarla.

Previous post ¿Cómo jugar a ser difícil de conseguir con una chica?
Next post ¿Debería terminar con mi novia? 25 señales de que es hora de hacerlo