¿Qué es la exclusividad sexual?

La exclusividad sexual es un acuerdo entre dos personas que consiste en no mantener relaciones sexuales con otras personas mientras están juntas. Esto puede ser parte de una relación romántica exclusiva, o puede ser un acuerdo separado.

¿Por qué la gente quiere exclusividad sexual?

Hay varias razones por las que la gente puede querer exclusividad sexual. Algunas de las razones más comunes incluyen:

  • Salud: La exclusividad sexual puede ayudar a reducir el riesgo de contraer enfermedades de transmisión sexual (ETS).
  • Emocional: La exclusividad sexual puede ayudar a crear una sensación de intimidad y confianza entre dos personas.
  • Práctico: La exclusividad sexual puede facilitar la planificación de encuentros sexuales y evitar conflictos sobre quién está viendo a quién.

¿Cómo pedir exclusividad sexual?

Si estás interesado en pedir exclusividad sexual a tu pareja, hay algunas cosas que debes tener en cuenta.

  • Asegúrate de que estás listo: La exclusividad sexual es un gran paso, así que asegúrate de que estás listo para comprometerte con una sola persona.
  • Habla con tu pareja: Habla con tu pareja sobre tus sentimientos y tus expectativas. Explícale por qué quieres exclusividad sexual y escucha sus pensamientos al respecto.
  • Establece límites: Si tu pareja está de acuerdo con la exclusividad sexual, es importante establecer límites claros. Esto incluye hablar sobre qué constituye una relación sexual y qué no.
  • Sé paciente: La exclusividad sexual puede llevar tiempo para acostumbrarse. Si tu pareja no está acostumbrada a ser exclusiva, puede que necesite tiempo para adaptarse. Sé paciente y comprensivo durante este proceso.
Leer Más:  Las ventajas y desventajas de salir con un chico habilidoso

La exclusividad sexual puede ser una parte saludable y gratificante de una relación. Si estás considerando pedir exclusividad sexual a tu pareja, asegúrate de estar preparado para comprometerte y hablar con tu pareja sobre tus sentimientos y expectativas.

Previous post ¡Eleva tu autoestima después de una ruptura!
Next post Cómo ser un buen celestino