¿Tu relación está destinada a durar? Las señales de que una relación kármica está llegando a su fin

¿Alguna vez te has cuestionado si tu relación estaba destinada a durar? Si crees que todos estamos destinados a aprender lecciones importantes en la vida, es probable que hayas oído hablar del término “relación kármica”.

Una relación kármica a menudo se define por un deseo irresistible con un elemento tormentoso. Amas y detestas a tu pareja al mismo tiempo. Quieres estar cerca de ella, pero te cuesta lidiar con su presencia constante.

Si crees que has estado o estás en una ahora, ¡sigue leyendo! Este artículo definirá las relaciones kármicas, los signos de las relaciones kármicas y las 15 principales señales de que una relación kármica está terminando.

¿Qué es una relación kármica?

El término “relación kármica” se deriva de la raíz “karma”, que puede resultarte familiar como la ley de causa y consecuencia.

Los filósofos e intelectuales han sostenido tradicionalmente que los pensamientos y sentimientos no están formados por el yo, sino que son una onda de la energía ambiental circundante. Por lo tanto, la máxima bondad se irradia en más buenas acciones, mientras que las acciones negativas generan fuerzas comparables.

Entonces, ¿cómo funciona el karma en las relaciones? Una relación kármica se basa en la premisa de que todo lo que haces tiene un gran efecto de goteo que te impacta a ti y a quienes te rodean. Además, muchas personas creen que tales relaciones existen para enseñarte lecciones esenciales que no aprendiste en tu vida anterior.

Leer Más:  Claves para Fortalecer las Relaciones

Las diez etapas de las relaciones kármicas

Una relación kármica puede haber estado llena de emocionantes aventuras o pendientes empinadas que afrontar. Y si terminó, podría haber terminado con una ola de emociones que destruyó todo lo que ambos han construido.

Las relaciones kármicas son más fáciles de comprender una vez que tienes experiencia de primera mano con ellas. Este enlace de video puede darte una mejor comprensión de lo que es una relación kármica:

Sin embargo, no significa que debas pasar por una para comprender una relación kármica. En esta sección, repasaremos las diez etapas de las relaciones kármicas para ayudarte a comprenderlas mejor.

15 señales tempranas del fin de las relaciones kármicas

Después de aprender sobre las etapas de una relación kármica, ¿crees que puedes estar en una relación kármica? Debido a que las relaciones kármicas tienden a ser de corta duración, aquí tienes las principales señales de que una relación kármica está terminando.

  1. Una conexión inmediata y una sensación de inevitabilidad
  2. Ignoras las señales de alerta
  3. Demasiado drama
  4. Patrones repetitivos
  5. Egoísmo
  6. Posesividad
  7. Las cosas se sienten raras antes de lo habitual
  8. Desarrollas inseguridad
  9. Una montaña rusa de emociones
  10. Ambos se vuelven dependientes el uno del otro
  11. Falta de comunicación
  12. Discusiones acaloradas
  13. La energía se está agotando
  14. Impredecibilidad
  15. Te resulta difícil dejarlo ir

Preguntas frecuentes

¿Cuánto dura una relación kármica?
Debido a su naturaleza frágil, las relaciones kármicas no están destinadas a durar mucho tiempo. Eventualmente terminarán y pueden durar semanas o meses, pero rara vez años o décadas.

¿Es posible que una relación kármica se repita?
Una relación kármica puede repetirse con la misma persona o con una persona diferente. Y dado que una relación kármica puede hacer que una relación saludable parezca aburrida, comprométete a no quedarte atrapado en otra.

Leer Más:  ¡Detén la incertidumbre! Descubre si tus padres se divorciarán

Conclusión
Si bien existen muchos tipos de relaciones kármicas y señales de que una relación kármica está terminando, todas tienen el propósito de enseñarnos a ser mejores personas y sanar viejas heridas. Según la teoría, se conocieron en una vida pasada y se volvieron a encontrar para resolver varios problemas.

A medida que avanzas por las etapas de una relación kármica y finalmente te liberas, tu forma de pensar y tu personalidad cambiarán de maneras que nunca imaginaste posibles. Y ese es tu regalo más preciado.

Si no estás seguro acerca de las señales de que una relación kármica está terminando, es una buena idea buscar consejería de pareja. Un servicio como este podría ayudarte a ver las cosas con más claridad y a mantenerte consciente de tu entorno.

Previous post Aceptando y Lidiando con la Mediocridad: Una Guía para Sobrellevarla
Next post Cómo Mantener la Felicidad en un Matrimonio Infeliz